domingo, 26 de marzo de 2017

Aceptación




Aceptar es la sublime acción de abrirle los brazos a cada experiencia que entre en nuestras vidas, ya sea que venga vestida de buena o mala de acuerdo con los diferentes matices que usa el ego para clasificar nuestras vivencias…

Contrariamente a lo que la mayoría cree, aceptar no es resignarse o someterse a los designios del Universo… es simplemente recordar –pasar por el corazón– que todo lo que nos está ocurriendo es para mayor crecimiento nuestro porque fuimos nosotros quienes decidimos, en el nivel del alma,  vivenciarlo…

Tampoco significa conformarnos con ese poquito de lo que la vida pueda llegar a darnos… Es recibir todo lo que llega hacia nosotros con los brazos abiertos… sin juicios ni pretensiones… acallando al ego que grita de dolor ante nuestra postura abierta porque ha perdido el control

Cuando aceptamos adoptamos una actitud receptiva… Nos abrimos a los regalos del Universo. Esperamos sorpresas… y flexibilizamos nuestra postura ante la vida. No enjuiciamos nada de lo que está sucediendo aquí y ahora… Simplemente aceptamos…

Aceptar lo que la vida nos regala no nos hace renunciar a nuestros sueños, muy por el contrario, nos llena de fuerzas para seguir adelante y correr tras ellos.

Aceptar es abrir puertas y ventanas para que entre todo lo necesario para nuestro crecimiento… aún aquello que pueda hacernos llorar o sentirnos incómodos…

Aceptar es darnos cuenta que nosotros no podemos sufrir ante ninguna experiencia… es el ego quien sufrirá y llorará tumbado sobre la alfombra porque las cosas no salieron como las planeo… pero el alma se regocijará al ver que hemos adquirido tanta conciencia que ya estamos en capacidad de vivir en aceptación.

En la aceptación no hay resistencia ni lucha… no se produce la fricción entre lo que quiere el alma y el ego… simplemente abrazamos lo que la vida nos está entregando y con toda la energía que hubiésemos desperdiciado en resistirnos, nos detenemos… vemos y analizamos todas las posibilidades que tiene esa nueva experiencia y le damos la bienvenida… y sin lucha no hay dolor.

Cuando aceptas ese amor que ha entrado en tu vida, la llegada de un hijo, la pérdida del trabajo, una salud resentida, o la partida de un ser amado, estás en total armonía con el Universo que no opone resistencia a nada y aprueba cada acontecimiento que llega a nutrirnos con su vivencia.

Te imaginas que un día la Tierra quiera detenerse porque está harta de pasar  frio y decide quedarse junto al Sol? Sería el caos universal… pero no… la dulce, generosa y sabia maestra, nuestra Madre Tierra acepta que pasará unos meses congelándose por un lado y achicharrándose por el otro y continúa con la bella misión de ser nuestro hogar… y sin berrinche… sin rebeldía.

Con la Aceptación te permites fluir en perfecta armonía con la vida… esto no quiere decir que si se viene una tormenta tú no puedas usar paraguas, pero sí que disfrutarás toneladas danzando bajo la lluvia, saltando entre los charcos, sintiendo caer el agua, y viendo los relámpagos, escuchando esos truenos… Vivirás esa tempestad en presencia… en calma, con rgozo y en absoluta gratitud…

Aceptación es no poner etiquetas, clasificar o enjuiciar lo que está pasando… es simplemente escuchar al corazón para dejarse llevar por el arduo acontecer cotidiano, no en un acto inconsciente sino que en abandono total… entregada a los brazos de este gran Padre/Madre, confiando en que seremos sostenidos en todo momento.
Aceptar es Aceptar… sin negociaciones, sin reprimendas, sin enojos. Sin ponerse de un lado o del otro… Sin ignorar…

Aceptar es hacer verbo aquello de El Universo y yo somos uno… Vibrar en consonancia con los latidos de la vida… No escaparse… Abrir los brazos y decir: Experiencia, Amigo, Amad@ ven acá, entra en mi vida, enséñame lo que he de aprender contigo… Tenme paciencia porque soy algo dispers@... Pero entrégame todo lo que necesito aprender ya sea entre risas o lágrimas… con gozo o con dolor… Gracias… Gracias… Gracias por entrar en mi vida…

Y eso es todo…

Simplemente Aceptación…

La aceptación es una puerta mágica que se cierra a los problemas y se abre a las oportunidades

Rafael Hernampérez

Me® 

http://mer-sanandoelalma.blogspot.com.ar

sábado, 25 de marzo de 2017

Cosas del Ego


Me produce cierta hilaridad cuando las personas dicen: “Yo no tengo ego” o “Tengo súper trabajado mi ego”  porque eso demuestra la falta de conocimiento que se tiene respecto a sí mismos y de Mr. Ego.

Nadie que camine por estos valles fértiles de la Tierra puede no poseer ego ya que es parte del aprendizaje terreno. Cuando nos entregan el paquete de la encarnación viene incluido un pequeñísimo ego, que nosotros nos dedicamos a inflar. Alguien que no posea ego equivale a pasearse desnudos por las calle mostrándose ya que usamos al Ego para cubrirnos ¿de vanidades? A veces…  Pero principalmente nos acorazamos bajo un ego porque somos inseguros y creemos que ser lo que somos no gustará a los demás y el ego nos da la falsa sensación de seguridad. Sin esa capa de ego como se enfrenta a sus compañeros del colegio y más tarde a los del trabajo, como plantea sus puntos??  Como dije en un posteo anterior, el ego es un instrumento para manejarnos en la tridimensionalidad, y en si no tiene nada de malo. Lo malo está en identificarse completamente con él.

El ego es como una coraza que todos llevamos porque no hemos desarrollado la capacidad de mostrarnos. Vivimos cubiertos de estos egos para sentir que somos parte de este mundo y así defender un lugar que nos pertenece por derecho propio.

Hay egos de todos tamaños, colores aromas y sabores… Hay tantos egos como seres humanos y hasta aquellos que creen no ser egos lo son.
La mayoría tienes sus egos con el aspecto: “soy bonita y sexy” y con sus estudios: “soy ingeniero, y me hace importante porque es mejor que ser albañil… etc. pero hay egos patriotas: “sho soy argentino ché”…  ó “Eu sou o maior país do mundo”. También tenemos egos sexuales: “es que yo lo tengo más grande” en los hombres, y “es que mi marido me dice que yo soy tan especial, que jamás me engañará con otra porque nadie está a mi altura” en las mujeres… Jajaja…  Hay egos intelectuales, egos filiales, egos profesionales, egos costumbristas, egos maritales, egos emocionales, egos, egos, egos, egos… El mundo está dominado por los egos.

Yo también tengo mis egos y son enormes… pero los tengo como mis fieles servidores a los que acudo en caso de necesidad. Los conozco y reconozco  y de vez en cuando descubro un nuevo ego dentro de mi repertorio egoico y lo saludo, le digo cuales son las reglas de convivencia conmigo. Le dejo muy claro que está a mi servicio y que será mi complice en ciertas situaciones y nada más… Pero sé que no son parte de mi escudo protector pero que no son “yo”. Me divierten mucho mis egos y me son necesarios para poner los límites cuando es preciso hacerlo.

Como he dicho o escrito antes, no hago una apología de Mr. Ego, pero lo acepto, es parte de mi humanidad… No se aún vivir sin ellos y mientras tanto convivo con mis egos y se que llegará ese día en que ya no los necesite más y los dejaré ir… o serán ellos quienes se alejen de mi.

No estamos preparados para vivir sin egos en esta tercera dimensión y por eso tenemos que ser capaces de domesticarlos para poder convivir en armonía con ellos. No luches contra tu ego porque esa energía lo hará más fuerte. Solo acéptalo, dale un espacio en tu vida y mantenlo controlado. Recuérdale constantemente que el jefe eres tú, que siempre lo serás y si en algún momento te hace un golpe de estado, no le declares una guerra... obsérvalo... aprende de él y solo recuperarás tu poder...

Amigarnos con Mr. Ego no es cederle el poder... es simplemente aceptarlo.

Me® 
http://mer-sanandoelalma.blogspot.com.ar

El cuerpo emocional (II)



Las relaciones humanas siempre tienen una gran influencia en el cuerpo astral o emocional que explicamos en el artículo anterior. De hecho, parte de la vida emocional del ser humano corre por las capas y partículas de energía que lo forman, y que son las que le dan el tinte de alegría o tristeza, de enfado o de felicidad, de indiferencia, apatía o motivación, a prácticamente todo lo que nos encontramos en el día a día a nuestro alrededor.
4f46e1072

¿Por qué fuimos “hechos”, diseñados, con un cuerpo emocional, por decirlo de alguna forma? Para poder experimentar con energías maleables y cambiantes dentro de estructuras rígidas y estáticas. Esta explicación suena de lo más raro e incomprensible, ya que, para el ser humano, las emociones son algo natural, y sabemos cómo de alterables son, pero no es así en otros muchos tipos de vida de otros muchos lugares de la Creación. Esto quiere decir que, efectivamente, el concepto “emoción” no es algo universal y presente para todo tipo de vida, sino una manera en la que algo que, desde el plano o nivel mental y superiores de la Creación, tiene unos patrones y unas formas muy definidas, puede luego ser trabajado como la arcilla o la plastilina para poder dotarlo de matices y experiencias muy distintas y muy enriquecedoras a distintos individuos. Y es que, la vida, tal y como la conocemos nosotros, es una de las diferentes formas de experimentar que la consciencia cósmica tiene, y la riqueza que nos da el hecho de contar con un componente energético que llamamos emoción es un regalo, aunque, evidentemente, tiene sus matices, polaridades y gradientes a través de los que se expresa.

Materia prima para la proyección de la realidad

Todos conocemos que nuestras emociones tienen un potencial terrible para manifestar diferentes realidades, de hecho, nuestra glándula pineal usa como materia prima para proyectar nuestra propia burbuja holocuántica tanto nuestras formas mentales como nuestras formas emocionales, que son las que le dan el tinte y matiz a aquellos pensamientos y conceptos que, consciente o subconscientemente, generamos continuamente, y que van formando las vías del tren por las que vamos pasando a medida que vamos avanzando. Posiblemente habréis visto alguna vez, en dibujos animados sobretodo, como una carretera o una vía es construida por el mismo coche o por el mismo tren, que lanza de si mismo el material para la calzada que luego ha de pisar, pues igual para el ser humano a la hora de crear su realidad, constantemente la estamos proyectando en base a un cúmulo enorme de potenciales opciones disponibles energéticamente para todos nosotros en toda la estructura multidimensional, y multifrecuencial, en la que nos movemos. Así, todo lo que nuestro cuerpo mental genera y procesa de sí mismo y desde planos superiores, luego es tintado por el cuerpo emocional, y luego los componentes físicos y etéricos de cada uno de nosotros hacen el trabajo de convertirlo en un mundo aparentemente sólido a los cinco sentidos.

La interacción humana a través de las emociones tiene siempre una parte química y otra energética. El sistema límbico genera ciertos químicos en el cuerpo que nos hacen sentirnos de una forma o de otra, y estas sensaciones están directamente relacionadas con las frecuencias y vibraciones de las diferentes energías que componen el cuerpo astral. En muchos casos, y por mal funcionamiento de los llamados centros de control, que decodifican estas energías, se confunde y mal interpreta información proveniente del centro emocional inferior como si viniera del centro espiritual, confundiendo lo que sentimos con lo que intuimos, y tomamos decisiones basadas en sentimientos que pueden estar mal coloreados, y mal decodificados por, precisamente, el mal funcionamiento o los bloqueos energéticos de ese centro emocional inferior (en la conferencia Humanidad y Salto Evolutivo, en la segunda parte, tenéis una descripción del funcionamiento de los mismos).

Cerramos así esta introducción al cuerpo emocional o astral, simplemente tratando de recordar su función de enlace entre el mundo mental de las ideas y el mundo físico de las formas, introduciendo en medio la belleza de las emociones para colorear la experiencia humana en todas sus posibilidades y con miles de matices.
un abrazo, 

David Topí


viernes, 24 de marzo de 2017

Sentires del Alma…La Paz interior, sendero para Ser feliz. Por Ashamel Lemagsa.




Amados…

Son innumerables los mensajes, cursos, terapias, conferencias, talleres espirituales que explican o guían hacia una meta, que aparentemente es inalcanzable para muchos… Ser feliz las veinticuatro horas del día.

También dicen otros estudiosos de temas espirituales, que la felicidad en la Tercera Dimensión en realidad no existe, pues nadie puede ser totalmente feliz cuando existen tantos conflictos, problemas, desigualdades y situaciones caóticas a nuestro alrededor, aunque nosotros vivamos sin necesidades materiales y estabilidad afectiva, no se puede ser feliz totalmente.

Alguna vez se preguntaron por qué abundan los cursos para lograr la felicitad plena, así como libros y Terapias, pero son escasos los Talleres para difundir la Paz Interior?

Esta es una pregunta, muy interesante, pues de su respuesta podemos iniciar el despegue y despliegue de nuestro Despertar de Consciencia, camino a la Quinta Dimensión.
La Matrix, esa red energética, que trata de mantener al Ser Humano, dormido, lo hace a través de las supuestas necesidades que debe satisfacer y entre ellas creó una muy sutil… incentivar al Ser Humano para que logre la felicidad, pero sin dejar la red de la dependencia emocional y mental, para que todos sus actos giren en la búsqueda de la “felicidad” sin soltar la dualidad propia del ego siempre insatisfecho del algo más para ser feliz.

Para lo cual permanentemente crea situaciones o “cosas” para que se llegue a la felicidad, pero es una felicidad incompleta, pues después que consumimos eso que se nos vende para ser felices, siempre sale otra “cosa” que nos hará más felices que lo anterior.

Así se venden viajes de placer, celulares ultra veloces, autos más confortables, ropa actualizada para estar siempre de moda, alimentos de rápida cocción, electrodomésticos más inteligentes y así podríamos seguir con una larga lista de “cosas” para sentirnos con esa sensación de felicidad pasajera, aunque quieran convencernos que será de larga duración.
Lentamente descubrimos que…

Las vacaciones que tanto se planifican y se esperan durante todo el año, para relajarse, desconectarse y ser felices, son el momento más apropiado para que los conflictos se agiganten, las parejas decidan separarse y los hijos discutan con los padres.

Entonces… Dónde quedaron las propuestas de la felicidad???

Los que organizan la Matrix, nos venden verdades incompletas, pues  crean necesidades para alimentar nuestros Egos y de esta forma ganan ellos más dinero y nosotros más dependencia a las “cosas” que nos dan felicidad… de corto plazo.

Es más sencillo disertar sobre cómo llegar a la felicidad según tal o cual Maestro, Guía o Gurú, que decir la verdad…

Cuál es la Verdad???

A mi entender, en esta dualidad la felicidad es un reflejo exterior, momentáneo, que depende de quién lo sienta, desde donde se lo sienta (origen) y hacia dónde se lo proyecte.

Les comparto dos ejemplos:

·       Caso 1: Algunas personas son muy felices saliendo a cenar solos o en grupo, pues para ellos el tema central par su felicidad es la comida, más allá de la amistad.

·       Caso 2: Hay personas que desbordan de felicidad porque sus hijos ganaron un premio en sus estudios académicos.

En el primer caso, siente felicidad al comer abundantemente,  busca satisfacer una carencia, que generalmente es interior y de afecto, se reemplaza dicha carencia, con el placer o la “felicidad” que otorga un vistoso plato de comida, es una felicidad momentánea de ese instante, mientras se come, finalizada la comida, lentamente se regresa al estado de insatisfacción inicial. La felicidad se proyecta en lo puramente material que es perecedero y que genera más caos… insatisfacción, obesidad y adicciones.

En el segundo caso, cuando la felicidad se proyecta desde los hijos, por los triunfos que ellos logran,  y se los siente como si fueran propios, existe una carencia interior en estos padres, pues no lograron, cuando eran jóvenes, el reconocimiento que ellos esperaban  y ahora lo sienten a través de sus hijos, esto no significa que no seamos felices cuando nuestros hijos les van bien en sus vidas personales, pero es muy distinto cuando centramos nuestra felicidad en los triunfos que ellos alcanzan, pues cuando ese “triunfo” tarda en llegar o no llega como nosotros lo esperábamos, le trasmitimos frustración y nuestra “felicidad” inicial se desvanece.

En ambos casos la “felicidad” es exterior a nosotros (la comida abundante o los hijos con sus triunfos) en ninguno de los casos la felicidad se origina desde nuestro interior, está fluctuando afuera, depende de afuera.

Esto puede darnos la imagen de una felicidad, por ratitos, que se pierde y que ella en realidad no existe, aunque nos digan que el Ser Humano nació para ser feliz.

Los mensajes que difunde la Matrix, nunca son totalmente ciertos, válidos y coherentes, son mensajes incompletos como la felicidad que a veces nos proponen en técnicas, terapias, guías, tratados magistrales, que se trabajan desde afuera y se diluye en la ilusión de una felicidad que en cierta forma se vende y nosotros compramos.

Debo aclarar, que todo trabajo interior a través de...Terapias, cursos o talleres que nos hacen viajar hacia nuestro interior y desde allí generar cambios de Consciencia, son válidos, pues funcionan como un disparador, para que ingresemos a nuestro interior y desde allí cambiar, pero sin aferrarse a la técnica, ni depender de ella. Simplemente nos aportan un conocimiento.

Entonces… ¿Existe la felicidad?????

Existe… La Paz Interior.

La Paz interior, que no se vende, ni se compra, por eso tan pocos son los que la difunden como una meta para ser feliz interiormente.

Pocos son los que hablan de la Paz interior como un sendero de auto sanación para llegar a la felicidad interna.

Pues para lograr la Paz interior, debemos hacer el viaje hacia adentro de nosotros mismos… sendero desconocido y muy temido.

Vernos a nosotros mismos, sentirnos como realmente somos, es una tarea poco sencilla.

Enfrentarnos a nuestras sombras, aceptar que ellas existen en nosotros y que debemos sanarlas, iluminarlas para posteriormente soltarlas, es un arduo trabajo, pero necesario para llegar a la paz interior, que nos conducirá a ese estado de felicidad tan buscado por todos, que en realidad es el equilibro propio de una armonía nacida de la Paz Interior.

No se puede sentir paz interior cuando el Ego personaje que cumple con la misión de sacar a la luz nuestras sombras tan negadas por nosotros mismos como, por ejemplo, el orgullo, la vanidad, la intolerancia, la prepotencia, la ira, la envidia, los celos, la competencia, la negatividad tanto de las emociones como de los pensamientos y las acciones que ellos generan, son las sombras que no nos permiten sentir la paz interior, para liberarnos de ellos hay que sentirlos, sin miedo, ni culpa, simplemente aceptar que existen en nosotros.

Cómo disolver las sombras????

Recién nombré algunas de ellas, tomemos por ejemplo, los celos.

Un ego celoso, lo manifiesta hacia todos, con sus padres desde niño, con sus amistades, posteriormente con su pareja y con sus hijos.

Considera a los otros como una pertenencia que nos se comparte con nadie y cualquiera que se acerque más allá de los límites que él impone, es un factos de peligro y miedo, pues correr el riesgo de “perder” el dominio, su poder sobre los que "ama".

El celoso o la celosa son personas que viven en tensión permanente, carecen de dominio de sí mismas y viven intentando dominar al otro.

Cuándo o cómo dejar de ser celoso/a???

En primer término aceptando, que somos celosos y que los únicos gran perjudicados somos nosotros, pues los demás se irán retirando de nuestras vidas en la medida que no cambiemos hacia una flexibilidad en el trato con los demás y principalmente con nosotros mismos.

Al aceptar esta sombra, los celos, comienza el trabajo de reemplazo por otra actitud más positiva.

Cuando aparecen los celos, incorporemos grandes “dosis” de comprensión, flexibilidad, aceptación del otro es como es y no como nosotros queremos que sea, en una palabra comenzamos lentamente a sentir amor y en el amor se actúa en el respeto hacia el otro.

Comienza a surgir en el interior el amor sin los límites de los celos, aprendemos que nosotros tenemos derecho de cambiar y los otros también, pues la vida es evolución y no podemos retener a nadie ni a nada, por mucho amor que le brindemos, aceptamos que todo cambia y aunque se mantenga a nuestro lado ese ser amado, por el resto de nuestra vida, el otro cambia!!! Y los celos de nada servirán para mantener todo como si nada cambiara.

Recordemos que los cambios son… Evolución!!!!

Entonces…

En la medida que vamos aceptando nuestras propias sombras y las vamos sanando a través de su energía contraria nacida del amor del corazón en expansión, se produce una gran liberación de energía de Luz Interior y en ella se afirma la Paz Interior y en la paz llega el estado de Felicitad tan publicitado por los medios de comunicación y la espiritualidad.

Soltar las estructuras que intentan anclarnos a la Matrix, expandir el corazón en el amor, aceptar que nuestras sombras existen y pueden ser sanadas por nosotros mismos.

Es un sendero, que particularmente aplico todos los días y me resulta muy efectivo.

Todos somos Fuente de Sabiduría, las respuestas están en nosotros mismos, en nuestro interior.

Desde afuera siempre llegan “propuestas”, pero somos nosotros los únicos reales creadores de nuestra Paz interior y de sostener la felicidad o estado de armonía interna.

Bendiciones Infinitas!!!

Los Amo!!!

Con Amor, Ashamel Lemagsa.







jueves, 23 de marzo de 2017

Metafísica: CLASE II-33 - LA PUESTA EN MARCHA DEL PODER. Por Alexiis.


La herramienta por la cual usted conduce la vida hacia cualquier dirección y finalidad, es la de más simple y fácil manejo: su pensamiento

El pensamiento es producto de la mente y solamente usted tiene libre acceso a su mente.

Quien conoce el poder de su mente, hace que las cosas se produzcan. Para éste, la mala suerte, infortunio, infelicidad, fracaso, son palabras que no tienen sentido. Este grupo de personas esclarecidas tiene conciencia de su poder, reconoce que el poder es accionado por el pensamiento creído, conduce el pensamiento en esa dirección y sabe que los resultados son infalibles, tan infalibles como que dos más dos son cuatro.
Muchos no se han dado cuenta todavía de que la vida va hacia donde van sus pensamientos.

Solamente quien piensa en grande se vuelve grande.
Jamás existirían el avión, el automóvil, la heladera, etc., si nadie hubiese pensado en el avión, el automóvil, la heladera, etc.

Ni el mejor pescador del mundo logrará pescar siquiera un pez si está a un kilómetro del agua. De la misma manera, ¿cómo querrá usted alcanzar algo si su mente está distante del objetivo?

Conozco gente que desea una casa, pero su pensamiento está dirigido hacia el vacío de la imposibilidad.
Una noche, me fui a acostar envuelto en mil consideraciones sobre el porqué de las diferencias humanas. Tuve un sueño. Iba por un camino florido y perfumado. Caminé durante horas, hasta que encontré un viejo leñador. Él sonrió satisfecho y dijo:

Qué bueno que ha venido. Lo estaba esperando. Voy a revelarle un secreto. Acompáñeme.
Fuimos a parar a una gruta profunda y al final, el hombre se detuvo ante un agujero, apuntó hacia el interior y ordenó: Está ahí. Sáquelo. El Secreto.

Me puse a cavar y al instante se abrió ante mí una hermosa sala y sobre un brillante pedestal había una placa refulgente, en la que se podía leer con toda claridad: "El Secreto".
Retiré la placa y, dentro de una urna dorada, encontré otra placa resplandeciente, con estas frases:
"Están los que no saben que saben que pueden, y permanecen en la oscuridad.

Están los que saben que saben que pueden, pero nada hacen: éstos renunciaron a la vida.
Están los que saben que pueden y realizan el poder de lo que saben: éstos son los únicos que viven la plenitud de la vida".
Sólo entonces recordé que estaba sumergido en meditaciones para conocer el secreto de las diferencias humanas.

Ahí estaba la respuesta. - Solamente una pregunta más - me dirigí al leñador - ¿Por qué tuve que buscar aquí en estas profundidades la respuesta a mis averiguaciones?
Porque todo decreto está siempre oculto para los que no lo buscan - respondió el hombre.

Los que no Saben que saben que pueden
Todo conocimiento está en los arcanos de la mente. En las profundidades del subconsciente existe la Verdad en su dimensión absoluta. Allí habita la Sabiduría. Esta es la Luz originaria de Dios. Es el todo existente en usted. Sin embargo, muchos no saben que poseen la Sabiduría. Estos - como dice el evangelio -, teniendo ojos no ven, teniendo oídos no escuchan. No buscan la Verdad y viven en las tinieblas de la esclavitud. Padecen por ignorancia.
Para éstos, no tiene sentido poseer la sabiduría y el poder, ya que no tienen conocimiento de ello.

Son sabios y viven en la ignorancia - son ricos y viven en la miseria - son saludables y viven enfermos - son felices y viven infelices - en realidad, son pero no son.
En lo profundo de la mente subconsciente existe la Sabiduría Infinita, existe el Poder Infinito, pero ellos aún no descubrieron la llave del secreto. Ni siquiera encontraron el camino de la gruta anterior. Todos los grandes maestros, principalmente Jesucristo, revelaron el secreto, pero esas personas no tomaron conocimiento y se burlan de los que intentan enseñarles.

- Son tontos, charlatanes, embusteros, lobos con piel de cordero - acusan ellos a los que osan revelarles las grandiosas y liberadoras Verdades de la Vida.
No existe mayor desgracia que tener los ojos vendados, los oídos cerrados y la mente oscurecida. Son sordos, ciegos e insensatos.

Insensato es el que vive en las tinieblas y se cree en la Luz. Si viviese en las tinieblas sabiendo que está en las tinieblas, tendría todas las oportunidades para librarse de ellas.
Dicen, ante todo lo que no sale de sus cabezas: No vi y no me gustó.

Su salvación está en un milagro que los haga caer del caballo, tal como sucedió con el Apóstol Pablo.
Los que no saben que saben que pueden, sin duda necesitan una caída del caballo, o un rayo divino, para que se rompa la cáscara de la ceguera y del fanatismo rabioso.
Son los que, en nombre de Dios, persiguen y crucifican a los que no tienen las mismas creencias. Reparten panfletos, obstaculizan el camino, gritan a la puerta de los que piensan diferente, excomulgan a lo que defienden otras ideas, están fanáticamente en contra de lo que no se sientan en el mismo banco.

Estos no están a favor de su religión; están en contra de la de los otros.
Quiera el cielo que Dios mande una Luz fuerte y esclarecedora para que encuentren la verdadera felicidad de la comunión universal.
Así como un día se produjo el milagro de Pablo, también para ellos, por cierto, resplandecerá en el cielo de lamente la Luz liberadora. Sí, porque todos tienen a Dios dentro de sí y la gracia divina busca su manifestación. Es como el agua que siempre penetra por cualquier grieta que encuentre abierta.
Los que no saben y no quieren saber, con frecuencia entienden lo contrario de lo que se les dice.

Por otro lado, toda mente abierta, que investiga, que busca el aprendizaje, que se sumerge en su interior para discernir lo correcto de lo equivocado, para distinguir la paja del trigo, ésta ha encontrado la salvación y el camino de la evolución superior.
Mucha gente aprende las cosas, no sabe por qué, las enseña a otros y jamás se toma el trabajo de averiguar la procedencia y la veracidad del hecho o de la creencia.

Existe una Sabiduría Infinita dentro de cada uno que le da la posibilidad de alcanzar la verdad.
Los que Saben que saben que pueden pero no hacen nada
Todo aquel que leyó, por lo menos una vez, los evangelios, teóricamente sabe que tiene poder. Basta recordar las veces que el gran sabio Jesús reveló esta verdad.

Dijo el Maestro: "Todo lo que pidiereis al Padre, en oración, creyendo que habéis de alcanzarlo, lo alcanzaréis". "Sea lo que fuere que deseareis, cuando oréis, creed que lo habéis alcanzado y lo alcanzaréis. "En lo que se refiere a poder, quien tiene fe todo lo puede". "Pedid y se os dará, porque todo aquel que pide, recibe".
Jesús no podía ser más claro en la revelación de la existencia de un poder Infinito en la esencia de la criatura humana.
Sin embargo, sólo una minúscula parte de la humanidad practica este conocimiento.

Olvidan el Poder

Millones de personas leen mis libros, muchas de ellas logran maravillas, pero una gran mayoría queda cautivada momentáneamente y después deja todo "como antes".
La razón de tal actitud es, sobre todo, el hecho de que durante milenios fue grabada en el subconsciente una fuerte programación de limitaciones, de imposibilidades, de imprevistos, de situaciones incontrolables. No todo se puede conseguir, se decía y se dice en todo momento.
Ya que no puede hacer su vida según sus sueños, haga de su vida un sueño, se filosofa.

No todo es posible, se proclama.
Hay una explicación lógica para las contradicciones establecidas en la mente humana: al principio, la mente subconsciente tenía el conocimiento del todo, por ser creada a imagen y semejanza divina, pero la mente consciente no alcanzaba este conocimiento y permanecía en la pequeñez de la inmensa limitación. Este alcance estrecho, oscuro y descontrolado se sedimentó en la mente subconsciente, generando una segunda naturaleza, por así decirlo.
Con el correr de los siglos, algunos iluminados lograron atravesar la barrera de esta costra y alcanzaron la verdadera realidad humano-divina del hombre, por el descubrimiento de la Sabiduría y del Poder subyacentes.

Jesús fue el que más profundamente alcanzó esta Verdad y la reveló con insistencia. Pero la humanidad, debido a sus condicionamientos milenarios, aún hoy le cuesta creer en su dimensión superior y continúa, en gran parte, sumergida en un diminuto espacio mental.
En esta etapa de la humanidad, a las puertas del año dos mil, ocurre lo contrario de lo que sucedió en los comienzos de la vida humana: la mente consciente descubrió su altura divina, reconociendo la existencia de la Sabiduría y del Poder Infinitos en sí, pero necesita llegar a las profundidades donde yacen adormecidas estas fuerzas.

Todo esfuerzo y estrategia consiste en saber abrir camino hacia el contacto con la mente subconsciente, donde está oculto el tesoro que la polilla no come, y el óxido no corroe.
Mientras alguien no llegue a la casa interior del Padre, formará parte de la legión de aquellos que "no saben que saben que pueden y de aquellos que saben que pueden pero nada hacen".

Luchas y contradicciones

La mente consciente puede debatirse en contradicciones que llevan al nihilismo. Por ejemplo, supongamos que usted desea ardientemente la curación de su cáncer. La Sabiduría Interior garantiza que todo tiene cura, que usted es superior a su enfermedad, pero el otro lado de sus conocimientos se opone diciendo que el Cáncer es incurable, que el mal está avanzando, que de nada sirvieron los tratamientos hasta este momento y que su situación es irreversible.

Su Sabiduría Interior acepta como verdad las enseñanzas del Maestro Jesús que afirmó categóricamente que la fe cura todas las enfermedades, pero su cultura tradicional insiste en que su cáncer no tiene curación.

¿En cuál de esas posiciones mentales se fijará su subconsciente?

Esta es la gran cuestión, porque todo lo que el subconsciente acepta como verdad, lo ejecuta. No hay duda de que usted cree en la gravedad y la imposibilidad de curar su enfermedad, y eso es lo que va a suceder.
Lo que hace infeliz a tanta gente es no conseguir liberarse de los conceptos y prejuicios del pasado. Saben que pueden, pero continúan pegados al suelo. Saben que existe un poder ilimitado en la mente, pero fracasan en la práctica.

Mentalizan lo que quiere, pero creen en lo que no quieren.
No se contradiga más. Dé el gran salto hacia su dimensión más alta. Crea en su poder, aún contra todos los que no creen. Grabe, en todas las paredes de su mente, en letras mayúsculas, la afirmación del Maestro: "En lo que se refiere a poder, quien tiene fe todo lo puede".

Repita: "QUIEN TIENE FE TODO LO PUEDE. TODO LO PUEDE. YO PUEDO. YO LO PUEDO TODO".

Vaya firme en la dirección de sus metas, porque el pensamiento crea, el deseo atrae y la fe realiza. La distancia entre su derrota y la victoria es muy pequeña: apenas la distancia de un pensamiento.
Comprenda que su fuerza está en su pensamiento creído. Su poder está en su pensamiento.
Cuando surjan pensamientos contradictorios, negativos, pesimistas, aunque estén acorazados en las experiencias del pasado, sustitúyalos decididamente por pensamientos de fe aquello que usted busca.

- Creed que lo habéis alcanzado y lo alcanzareis - enseñó el Maestro.
Sepa que, como ya lo he dicho, existen tres tipos de personas: las que crean en la mente los deseos y hacen que sucedan; las que dejan que las cosas sucedan; y las personas que preguntan: ¿Qué fue lo que sucedió?
Sea usted del primer grupo. - Si tú puedes creer, todo es posible para el que cree - decía el Maestro.
Yo repito lo mismo. Todos los maestros de la mente insisten en esta verdad.
Proclame usted también: "Yo puedo, sé que puedo, y hago uso de este poder. Ahora y siempre".

Los que saben que pueden y realizan el poder

El pensador alemán Goethe escribió que "no basta saber, es preciso aplicar; no basta querer, es preciso hacer". Todos aquellos que descubrieron la grandiosa verdad de que pensar es poder y continúan confiados en esta dirección, éstos han alcanzado el secreto de los secretos, contenido en la afirmación de mi sueño.
Los que saben que pueden y realizan el poder, tienen la seguridad irrevocable de que nada ni ninguna situación puede revertir la verdad. Son los que forjan su propio destino y saben que el destino, o sea, la vida, jamás contradecirá lo que determinan.

Las personas felices, amables, ricas, exitosas, saludables, agradables, positivas, optimistas conocen y ponen en práctica esta sabiduría interior.
El saber es el avión; la práctica del saber es el piloto que conduce el avión hacia donde sea. De nada vale sólo el avión, como de nada sirve sólo el piloto sin la aeronave. Avión y piloto hacen el vuelo, alcanzando el destino deseado.

El supremo uso de la inteligencia es saber y realizar el saber. El principio es mucho más simple: al pensamiento le sigue la reacción; a la reacción le sigue la acción, y a la acción le sigue la materialización.

Pensamiento y materialización se identifican como el anverso y reverso de la misma moneda, siempre que la mente haya aceptado este principio como evidente, falible e irresistible.
Así como usted pone tranquilamente el agua en el fuego cuando desea calentarla, aunque veinte mil personas griten en su cara con eso no sucederá de la misma manera debe actuar ante el principio de que su pensamiento, deseado y creído, sin ninguna duda se volverá realidad física.
Antes eran los otros los que se reían de su ingenuidad; ahora es usted el que se ríe de la ingenuidad y la ignorancia de los otros. Por supuesto que se ríe en el buen sentido, en forma condescendiente.
Conócete y conocerás
Tu Poder
Lauro Trevisan

* * * * *

CÓMO ACTÚA DIOS EN USTED

Alguien preguntó: - Si Dios está en nosotros, ¿entonces nosotros somos Dios?

El hombre es hombre, y Dios es Dios.

Dios habita el espíritu de todos los seres humanos y les concede su poder. Sin embargo, quien usa el poder es el hombre, y no Dios. Como es el hombre el que usa el Poder Divino, este poder está limitado para las dimensiones humanas. Decir que el poder de una persona es infinito, significa que es tan infinito como infinita puede ser la capacidad humana. Como la capacidad humana es limitada, se trata del infinito relativo.

Están aquellos que suponen que Dios actúa en nosotros libremente, como quiere y cuando lo desea. Las conclusiones de tal consideración teológica son obvias:
El hombre pide y Dios atiende si quiere. Dios concede libremente Su gracia, de tal manera que una persona es buena y feliz por la gracia divina y otra es mala y desgraciada porque Dios no quiso concedérsela. Dios actúa libremente en el ser humano, castiga o recompensa en forma aleatoria.

Si el hombre pide una cosa que no es necesaria, Dios puede negarse a atenderlo por su bien. Si el hombre pide algo que Dios sabe que le será perjudicial, denegará el pedido. Si el hombre sufre, debe resignarse, porque ésta es la voluntad divina. Si a un apersona buena y honesta le suceden desgracias, se siente en el derecho de acusar a Dios de cruel e injusto.

Nada de eso tiene fundamento, porque el hombre no es un robot de Dios. Si Dios actuase en el ser humano a Su Antojo, éste no sería nada más que efecto de Dios. Esto es determinismo. No siendo libre en sus pensamientos y acciones, el hombre tampoco sería responsable por su vida.
Si el hombre no fuese autor de su vida, hablar de causa y efecto, castigo y recompensa, merecimiento y no merecimiento, no tendría sentido. Y la creencia en el cielo e infierno carecería de fundamento. O entonces, la realidad de cielo e infierno sería injusta y tiránica.

No es que dio son tenga el poder de actuar como quiere. Significa solamente que creó leyes sabias, justas y ecuánimes, a través de las cuales es regido el universo y toda la vida existente en Él.
La explicación coherente y lógica está en que Dios habita en el ser humano y le concede el poder, que puede ser usado libremente.

El principio es éste: Dios, que habita su ser, sólo puede actuar en usted a través de usted.
El verdad, Dios podría actuar en usted independientemente de usted, pero no lo hace, porque respeta el derecho a la libertad que concedió al ser humano. Dios es, entonces, siempre su respuesta.

A usted le corresponde pedir, a Dios, dar. Todo pedir ya contiene el recibir. Aun pedido verdadero, unívoco, le corresponde un recibir infalible.
El pedir o el orar es el anverso de la medalla y el reverso es el recibir. No hay pedido hecho con fe que no tenga la respuesta correspondiente. Esta es la manera por la cual Dios siempre actúa en el individuo.
Fue esto lo que Jesús enseñó: "Pedid y se os dará, porque todo aquel que pide, recibe. Según Jesús, es imposible que Dios falle".
Dios es uno con la persona, por eso su palabra es la palabra de Dios. y la palabra de Dios contiene el poder Creador.

Comunión de Vida con Dios

Dondequiera que usted esté, Dios estará también, porque Él está en usted. La Biblia consagró esta verdad: "Porque de Él, en Él y por Él existen todas las criaturas".
Si usted va a dormir, el Padre está con usted; si va a viajar, Él viaja con usted; si está en peligro, Él está con usted; si lo amenazan, Él está siendo amenazado con usted y espera su orden para protegerlo; si usted está solitario, Él está con usted; si usted está enfermo, Él está en usted.

No lo busque afuera. En cualquier situación, principalmente las difíciles, entre en su aposento interior y llame a su divino amigo y confidente pidiendo su protección y la solución.
Como dice la Biblia, así lo reveló Dios: "Al ser invocado, YO escucharé y atenderé"
Ya el profeta Isaías mencionaba la maravilla de esa interacción con Dios: "Antes de que ellos clamen, yo los escucharé; mientras estén hablando; Yo los atenderé.

He aquí el descubrimiento más fantástico. Ahora usted ya no es más un minúsculo grano de arena o un ser llevado por las olas incontrolables de la vida: usted tiene a Dios en usted mismo. Esta presencia lo eleva a las dimensiones del infinito.
Siéntase grande, porque Él es grande. Siéntase el sol, porque Él es el sol. Siéntase protegido, porque Él es la protección. Siéntase poderoso, porque Él es el poder. Siéntase guiado divinamente, porque Él es la sabiduría.
Usted todo lo puede, porque Él todo lo puede.
LAURO TREVISAN
Conócete y Conocerás
Tu Poder

* * * * *

ÁMESE

El amor es la esencia de la vida. Y el corazón es la sede del amor. Corazón y amor son palabras inseparables.

Jesús enseñó que usted debe amar a Dios y al prójimo como a sí mismo. Pero, le pregunto: ¿Usted puede amara a Dios y al prójimo sin amarse a usted mismo? Imposible.
Usted es el principio y el fin del amor. No fue otra cosa lo que dijo el Maestro. "Amarás al prójimo como a ti mismo". Así como usted se ama - y ésta es una necesidad vital - de la misma manera debe amar a Dios, que está dentro de usted, y al prójimo, que es parte de usted.

Amarse, por lo tanto, es el comienzo de los comienzos. Amarse significa quererse bien a sí mismo; gustar de esa persona admirable que es usted. Amarse es reconocer su valor, su grandeza, su dimensión superior, sus cualidades y el bien que existe en usted mismo. Amarse es reverencia esta obra maestra del Creador que es usted.
Su origen está en el Amor Infinito, pero ha nacido del amor humano: es amor infinito y amor humano. Vino del amor, vive del amor y va hacia el Amor. El amor es la sustancia vital y la razón de ser de su vida.

El primer mandamiento, del que emanan todos los demás, es amarse.
Catherine Ponder escribió: "Usted no puede amar a los otros, ni irradiar su amor, a menos que se ame a usted mismo y sienta clamor dentro de sí. El amor comienza dentro, en su interior". En otro pasaje, ella escribía: "Piense en el amor como en una luz radiante, que abarca, brilla, ilumina y lo eleva a usted. Piense en el amor como si Él estuviese impregnado e introduciéndose en todo su ser". (Las leyes dinámicas de la prosperidad).

El amor es un estado mental. Como sólo usted tiene acceso a su mente, quiero decir que sólo usted puede iluminarse de amor, ser feliz e impregnarse del reino de los Cielos. El amor, la felicidad y el reino de los Cielos son sinónimos, significan lo mismo.
- ¿Cómo podré amarme? - podrá preguntar usted. Es simple: Piense en el amor. Mentalice el amor. Ore por el amor. Amarse es la oración más perfecta y divina.
Amar, en última instancia, es quererse bien a sí mismo, a la humanidad, al universo y a Dios. Es la interacción perfecta con el todo.

¿Es posible que usted pueda decir que ama a Dios si no ama a alguna criatura creada por Dios? ¿Es posible que usted pueda afirmar que se ama a sí mismo, si no ama también a su rostro? ¿O a su hígado? Podrá usted asegurar que es amor, si odia a algún ser humano?

- ¿Cree que puedo amar a un ladrón? - objetará usted. Usted no está amando al ladrón, sino a la criatura humana, hecha a imagen divina, que existe en el ladrón. No está amando al ladrón sino al Dios que habita en aquel ser. Tampoco significa que el ladrón no sea castigado o no deba responder por sus actos. Una madre que da unas palmadas a su hijo no lo hace por odio, sino por amor.

Aleje de usted el odio, porque éste es un mal que lo estresa, lo deprime y le acarrea enfermedades.
Cierta vez vi una película titulada "Remanso de paz". La trama, entre otras cosas, presentaba a una monja que sentía celos, envidia, y odio por otra. Esta era muy amable. Cuando aquella monja enfermó, le correspondió a la hermanita bondadosa cuidar de ella y lo hizo con cariño, atención y amor. Ante esta actitud, la enferma se arrepintió, pidió perdón a su compañera y quedó asombrada por la rapidez y facilidad con que la hermanita la perdonó.

Esta le explicó: - Cuando uno piensa en todo el rencor y la angustia que hay en el odio, amar es muy fácil.
Sea siempre amor y será saludable. Y además, feliz. Sea amor, y miles de ruiseñores cantarán todo el día en su corazón. Sea amor, y la brisa balanceará las flores perfumadas de su corazón.
Sea amor, y el corazón será como un palacio de las mil y una noches. Sea amor y escuchará la más bella sinfonía en su corazón.
Sea amor, y el sol de la vida brillará para siempre en su corazón.
LAURO TREVISAN
Conócete y Conocerás
Tu Poder

* * * * *
MEDITACIÓN 17 - A

Duración: 2 Semanas. Leer por día por lo menos una vez cada afirmación

1) AYUDO A CREAR INMUNDO DONDE ESTEMOS A SALVO AL AMARNOS LOS UNOS A LOS OTROS

Uno de mis sueños es ayudar a la creación de un mundo en el que estemos a salvo al amarnos los unos a los otros, donde podamos ser amados y aceptados exactamente tal como somos. Es algo que todos queríamos cuando éramos niños, que nos amaran y nos aceptaran exactamente tal como éramos. No cuando llegábamos a ser más altos o más inteligentes, o más bonitas, o a parecernos más a nuestro primo, a nuestra hermana o al vecino de enfrente.
Lo que queríamos era que nos amaran y nos aceptaran exactamente tal como éramos. Crecimos y seguimos queriendo lo mismo: que nos amen y nos acepten exactamente tal como somos, aquí mismo y ahora mismo. Pero no vamos a conseguir que nadie lo haga si nosotros no somos capaces de hacerlo primero.
Cuando nos amamos a nosotros mismos senos hace más fácil amar a los demás. Cuando nos amamos a nosotros mismos, no nos hacemos daño ni se lo hacemos a otras personas. Nos liberamos de todos nuestros prejuicios, de la creencia de que un grupo u otro no es como debiera ser, de que no sirve. Cuando nos demos cuenta de lo increíblemente bellos que somos todos, obtendremos la paz mundial: un mundo donde todos estemos a salvo al amarnos los unos a los otros.

2) ME TRATO SIEMPRE CON UN AMOR INCONDICIONAL

Si tu niñez estuvo llena de miedos y conflictos, y ahora te maltratas mentalmente, es que continúas tratando a tu niño interior de manera muy semejante a como te trataron cuando eras pequeño, y dentro de ti no le das a ese niño ningún lugar a donde ir. Ámate ahora lo suficiente como para trascender las limitaciones de tus padres. Ellos no conocían otra manera de enseñarte. Ya llevas demasiado tiempo siendo un "niño bueno", haciendo exactamente lo que mamá y papá te enseñaron. Ya es hora de que crezcas y tomes decisiones adultas, que te apoyen y te nutran.

3) ME ENCANTA SER YO

¿Puedes imaginarte lo maravilloso que sería vivir tu vida sabiendo que jamás nadie te criticará? ¿No sería una maravilla sentirse totalmente en paz, totalmente a gusto?
Te levantarías por la mañana y sabrías que ibas a tener un día portentoso, porque todo el mundo te amaría y nadie te criticaría ni te mostraría desdén. Te sentirías estupendamente. Y ¿sabes una cosa? Eso, tú puedes dártelo. Puedes tener la vivencia de compartir contigo la más asombrosa de las experiencias imaginables. Puedes despertarte por la mañana feliz de encontrarte contigo y de pasar un día más en tu compañía.

4) PUEDO SANARME EN TODOS LOS NIVELES

Este es un momento de compasión y de curación. Adéntrate en tu interior y conéctate con aquella parte de ti que sabe cómo sanar. Es posible. Te encuentras en proceso de curación. Descubre tu capacidad para sanar, una capacidad fuerte y poderosa. Eres increíblemente capaz. Entonces disponte a llegar a un nuevo nivel para encontrar capacidades y posibilidades de las que no tenías conciencia, y no para curar un mal estar, sino verdaderamente para sanarte en todos los niveles posibles
Tú eres espíritu, y por ser espíritu, eres libre de salvarte.. y de salvar al mundo. Y así es.

5) SOY UN IMÁN PARA LOS MILAGROS

Hoy viene hacia mí un bien inesperado y desconocido. YO SOY mucho más que reglas y reglamentos, restricción y limitaciones. Cambio de conciencia y se producen milagros. Dentro de cada clase de medicina hay un número creciente de practicantes iluminados que siguen un sendero espiritual.
Ahora yo, dondequiera que esté, atraigo a esas personas hacia mí. Mi atmósfera mental de amor y aceptación es un imán para pequeños milagros en cada momento del día. Allí donde estoy hay una atmósfera de curación que bendice y da paz a todo el mundo.

6) CADA MANO QUE ME TOCA ES UNA MANO QUE ME SANA

Soy un ser valioso y amado por el Universo. A medida que incremento el amor que siento por mí misma, el Universo lo refleja y lo aumenta cada vez con mayor abundancia. Sé que el Poder Universal está en todas partes, en cada persona, lugar y cosa. Este poder de amor y de sanación fluye por mediación de la profesión médica y está en cada mano que toca mi cuerpo.
En mi senda de curación, no atraigo más que a personas sumamente evolucionadas. Mi presencia ayuda a hacer aflorar sus cualidades espirituales y sanadoras. Los médicos y enfermeras se quedan asombrados al comprobar su capacidad para formar conmigo un equipo de curación.

jueves, 3 de diciembre de 2009

http://alexiis-metafisica.blogspot.com.ar